Cómo lidiar con el estrés en las semanas de exámenes

Hacer frente al estrés es todavía más difícil en las semanas de los exámenes. Todos hemos conocido las noches de estudio, las jornadas maratonianas en la biblioteca, el exceso de café y el miedo a fallar en la prueba. Y aunque resulte obvio por repetido, es necesario tomarse un descanso para combatir ese estrés.

Cada persona tiene su propio pasatiempo o actividad que le proporciona una gran dosis de tranquilidad y felicidad. Y es muy importante sacar tiempo para ello y hacer esas cosas que te sientan bien y que no te han permitido tus ocupaciones.

Para afrontar el estrés también es conveniente dormir más si lo necesitas o permitirte una siesta. Quitarle horas al sueño para dárselas al tiempo de estudio o atiborrarnos de cafeína no conseguirá que rindas mejor, sino más bien lo contrario. Irá en perjuicio de tu capacidad de análisis, de memoria o de concentración.

La preparación para un examen es estresante por sí misma, por lo que, aunque pueda parecer menos productivo, estudiar junto a otros compañeros en la misma situación puede ser útil. Ello también nos permitirá tomarnos un respiro para hablar de otras cosas y aclarar la mente durante los descansos.

No es malo pasar unos minutos lejos de los temas académicos que ocupan tus pensamientos durante esas duras semanas de exámenes.

Descubre la música de Pearson

Deja un comentario