Cinco maneras de introducir más creatividad en el aula

Educación musical CreatividadYa lo adelantó Ken Robinson en su popular charla TED hace unos años y su opinión está más vigente que nunca. Aprender un conjunto de habilidades específicas no tiene el mismo valor que alguna vez pudo tener. Sin embargo, aprender a ser más creativo, y por lo tanto saber adaptarse a los cambios, es hoy en día la mejor preparación que los estudiantes pueden tener para su vida más allá de las aulas.

Y escuelas y empresas de todo el mundo se están aferrando a esta idea, comenzando a adoptar cursos de creatividad. Incluso algunas de las compañías más exitosas del mundo practican la regla del 20%, es decir, permiten a sus empleados dedicar el 20% de su tiempo de trabajo a pensar creativamente y a explorar nuevas ideas.

Pero introducir más creatividad en las clases no necesariamente hará el trabajo del docente más complicado, sino que lo hará mucho más interesante. Llevar a casa una pila de papeles aburridos nunca fue la parte favorita de nadie entre los profesionales de la enseñanza. Proporcionar tareas y actividades que requieran más creatividad resultará en un trabajo más atractivo para tus estudiantes y más entretenido para los profesores. Por ello, aquí compartimos cinco ideas para introducir más creatividad en tus clases:

5 maneras de traer más creatividad al aula

1. No limitar las tareas a un único formato

Se pueden acotar los temas a tratar, pero será una buena idea proporcionar al estudiante libertad en cuanto a la forma de presentar el trabajo. Algunos alumnos se encontrarán más cómodos creando vídeos o dibujando, que escribiendo un artículo por ejemplo.

Incluso una idea mejor es la de mezclar los formatos. Se pueden combinar fotos con escritura creativa, presentar el análisis de una película o un libro en formato podcast y presentar trabajos en vídeo. Estas otras formas de hacer sus deberes consiguen que los alumnos se comprometan más con el trabajo que hacen e inviertan más tiempo en ello.

2. Proporcionar un tiempo para la creatividad

Tomar ejemplo de la regla del 20% practicada por algunas empresas. Se podría plantear establecer una “hora genial” durante la jornada escolar. La cantidad de tiempo realmente dependerá de cada docente, pero dedicar tiempo a animar a tus estudiantes a explorar nuevas ideas y ser creativo es una buena idea.

Para fomentar esa creatividad puede ayudar permitir el uso de algunas herramientas como cuadernos, iPads, acceso a la biblioteca o a Internet, material para la realización de manualidades como arcilla, papel, etc. Y resulta importante animar pero no obligar, permitir a los estudiantes seguir sus propios intereses y pasiones y darles espacio.

3. Usar la tecnología para ampliar su forma de enfrentarse a los deberes

La alfabetización tecnológica es casi tan importante para tener éxito en el mundo actual como la creatividad. Y las dos van de la mano. Simplemente por medio de viajes a través de Google Maps se puede enseñar geografía, historia, literatura, música y muchos otros temas. Con herramientas como Skype, Google Hangouts o las redes sociales se puede trabajar el aprendizaje colaborativo y la capacidad de expresión. Y por medio de blogs personales o vídeos educativos realizados con sus smartphones los estudiantes pueden implicarse más en sus investigaciones.

4. Introducir en clase materiales de aprendizaje no convencionales

¿Alguna vez has visto a un estudiante emocionado con las lecciones que les mostramos en los capítulos de sus libros de texto? ¿Y si hicieses lo mismo con charlas TED en su lugar? ¿O con podcasts educativos o cómics que traten temas de interés para la lección?

Hoy existen muchas opciones de entretenimiento culturales que los docentes pueden llevar a sus aulas para profundizar en temas educativos de una forma más divertida.

5. Fomentar el debate

Involucrar a los jóvenes para que participan activamente en debates sobre los temas que les afectan y que se están trabajando en el aula puede ofrecer muchos beneficios: que los estudiantes piensen de forma más crítica sobre el material, aprenden a comunicar mejor sus ideas y opiniones; les enseña a escuchar las opiniones de otros estudiantes y a pensar críticamente sobre sus propias ideas, y les da la oportunidad de desafiarse entre sí de manera inteligente y construir a partir de las ideas de otros. La capacidad de comunicar sus ideas de forma clara y respetuosa es algo que beneficiará a los estudiantes en todas las áreas de su vida.

En definitiva, encontrar maneras de hacer que sus estudiantes sean más creativos también requiere de algo de creatividad por tu parte como nos demuestra este artículo publicado en Edudemic que compartimos hoy. Y si has tenido éxito con actividades que ayuden a fomentar la creatividad en el aula, por favor compártelas con el resto de lectores en los comentarios de este artículo.

En Pearson invitamos a defender con fuerza la música en el aula y cada semana recomendamos combinar nuestros métodos educativos con divertidos recursos para clase, como los que mostramos en Red Música Maestr@, para que hagan más atractiva la enseñanza y despierten el amor por la música entre los más jóvenes.

También te podrían interesar estos artículos relacionados:

– La educación musical como motor de la creatividad

– Diez cosas que las mejores escuelas deberían ser

– Tres inspiradoras charlas TED para profesores de música

– Infografía: Beneficios de la educación musical

– Choir! Choir! Choir! o cómo cantar junto a miles de personas

– Ideas para aplicar la música experimental en el aula de música

– Doce adivinanzas musicales para los estudiantes más jóvenes

3 pensamientos en “Cinco maneras de introducir más creatividad en el aula

  1. Pingback: Cinco apps navideñas para la clase de música

  2. Pingback: La educación artística ayuda a los niños en su aprendizaje

  3. Pingback: La empatía, clave para la enseñanza del siglo XXI

Deja un comentario